Estamos orgullosos de compartir con vosotros que hemos dado una paso más como empresa sostenible comprometida con el medio ambiente: ¡nos hemos convertido a energía eléctrica 100% verde!

Ya habíamos hecho algunas mejoras para cuidar al máximo del planeta en cada acto que hacemos, como por ejemplo incorporar luces Led o usar casi todo energía eléctrica en nuestras instalaciones. Ahora vamos más allá, cambiando nuestra energía eléctrica a verde. Esto supone que ahora nuestra electricidad vendrá de un tipo de energía que es natural y que proviene de fuentes renovables no contaminantes y respetuosas con el medio ambiente.

Es la energía del futuro. Una energía con un gran número de beneficios, entre ellos:

  • Tiene una nula emisión de gases de efecto invernadero, por lo que el aire será más limpio.
  • Disminuye enfermedades gracias a la reducción de la contaminación.
  • No se necesitan grandes cantidades de agua para su funcionamiento.
  • Nos ayudan a reducir nuestra dependencia de energías fósiles, como el carbón o el petróleo.
  • Ahorramos recursos naturales limitados, dando la oportunidad a que generaciones futuras puedan probarlos.
  • Reducen nuestra huella de carbono.

Era un paso que debíamos hacer y del que estamos muy contentos. Seguimos adelante investigando y buscando mejoras para nuestra Green Factory que sean lo más sostenible posible, protegiendo al planeta y así, poner nuestro granito de arena en la lucha contra el cambio climático.